• pic
  • pic

Madres y Padres

Tomo verde

  • Diálogos

    Acerca del matrimonio para todos, entrevista a Jacques-Alain Miller
    Procreación médicamente asistida, entrevista a Françoise Ansermet
    El padre es una ficción cultural, entrevista a Gerardo Arenas
    Niños amos, marcas maternas, entrevista a Adela Fryd
    El derecho cuando no regula o silencia, excluye, entrevista a Marisa Herrera
    Matrimonios de la época, entrevista a Lilia Mahjoub
    Mundo trans, entrevista a Valeria Pavan
    Madres contemporáneas, entrevista a Antoni Vicens
    Consecuencias clínicas del padre de hoy, entrevista a Manuel Zlotnik
    El niño como real del discurso familiar, Eric Lauren

  • 2x10
    Dos preguntas, diez responden

    Patricio Álvarez
    Miquel Bassols
    Serge Cottet
    Luis Erneta
    Amanda Goya
    Flory Kruger
    Kuky Mildiner
    Jésus Santiago
    Fernando Schutt
    María Leonor Solimano

image

Fragmentos

  • “En tanto alumnos de Lacan, no pueden, a mi entender, oponerse al matrimonio gay en nombre del psicoanálisis. Ellos pueden, por supuesto, pero entonces es una incoherencia, es un contrasentido, al menos como yo comprendo a Lacan”.
    — Jacques-Alain Miller
  • “En vez de pensar el psicoanálisis y la ciencia como opuestos, quizá tenemos que pensar que lo que difiere es el manejo de lo real. La ciencia quiere colmar el agujero de lo real, el psicoanálisis se sirve de este agujero para permitir una apertura del sujeto hacia la novedad, la invención, una salida más allá”.
    — François Ansermet
  • “Como ahora tenemos más a la vista el hecho de que cada padre inventa su modo de ser paternal, esto sumado al hecho de tener un discurso del derecho al goce, nos da una diversidad de registros de los efectos de la función paterna que antes pasaba desapercibida debido a esa suerte de reducción a la figura ideal del Nombre-del-Padre”.
    — Gerardo Arenas
  • “Su palabra, que por supuesto no entra con la leche pero que se transmite de entrada, tiene efectos precocísimos en el niño. La única manera que ese discurso se humanice es si está mediatizado por Otro, porque si no está mediatizado, ese es un voto materno, es una ley materna, y como ley materna no es una ley del inconsciente”.
    — Adela Fryd
  • “Una vez más, la oposición más férrea provino de la Iglesia Católica. Siempre cuando lo sexual está en juego, la Iglesia se incomoda, como si el deber de fidelidad fuera algo sagrado. Si yo me entero de que mi marido está con la secretaria y lo perdono ¿viene el Estado a tocarme la puerta, a ‘divorciarme’ aunque yo no quiera?”.
    — Marisa Herrera
  • “Con respecto al cientificismo, no digo que vamos a poder hacer hijos únicamente a partir de la ciencia. Sería algo espantoso. La ciencia puede ayudar, pero no puede ser soberana, y no es un argumento suficiente para abarcar el tema de la naturaleza”.
    — Lilia Mahjoub
  • “Se trata justamente de darle dignidad a la experiencia. Es ridículo pensar que la persona tiene como objetivo llegar a ser una mujer como una mujer biológica, o un hombre como un hombre biológico. Se trata justamente de respetar una identidad trans, que no tiene que ver con lo que las personas tienen entre las piernas”.
    — Valeria Pavan
  • “Creo que hay que tomarse en serio la frase de Lacan ‘la mujer se mete en la cama cual madre’. Por un lado, puede maternalizar al hombre, pero está también el hijo que va a tener, que puede ser metáfora de eso”.
    — Antoni Vicens
  • “Cuanto menos priva el padre, cuanta más satisfacción da y menos límite pone, uno luego ve en la clínica cada vez más chicos con dificultades para aceptar los límites, para ordenarse, para entrar dentro del dispositivo”.
    — Manuel Zlotnik
  • “En la medida en que el padre o la madre no se fundamentan más que en un ideal delirante, ficcional o científico, revela cuál ha de ser la posición del analista y que no es otra que la de proteger a los niños de los delirios familiaristas, proteger a los niños de los ‘lazos familiares’, de sus nuevas formas, de las pasiones que las habitan; del infanticidio profundo que es el deseo de muerte escondido en el lazo familiar”.
    — Eric Laurent
  • “En la medida en que el padre o la madre no se fundamentan más que en un ideal delirante, ficcional o científico, revela cuál ha de ser la posición del analista y que no es otra que la de proteger a los niños de los delirios familiaristas, proteger a los niños de los ‘lazos familiares’, de sus nuevas formas, de las pasiones que las habitan; del infanticidio profundo que es el deseo de muerte escondido en el lazo familiar”.
    — Eric Laurent
  • “El concepto de estrago, ravage, fue mencionado por Lacan en tres ocasiones, y cada una tiene un orden de aplicación diferente. De este modo, podemos afirmar que no hay uno sino tres estragos: el estrago del complejo de Edipo, el estrago madre-hija, y el estrago que es un hombre para una mujer”.
    — Patricio Álvarez
  • “Son hoy ciertos objetos, generalmente sacados de una alteridad extra familiar, los que vienen al lugar de una función paterna transformada”.
    — Miquel Bassols
  • “Es verdad que ya no es una época propicia a la estigmatización de las madres, ni a mantener ‘el deseo de la madre’ como causa de la neurosis y de la psicosis de las hijas -ni tampoco del autismo. Sin embargo, les respondo como lo hizo Charcot: ‘eso no quiere decir que no exista’”.
    — Serge Cottet
  • “La niña logra separarse de la madre con el recurso al odio y la acusación de haberla privado del órgano. (…) Esta situación suele permanecer por años e incluso ser transferida al marido. De ahí cierto Joke que alude que con el segundo marido le va mejor, al haber drenado parte de ese odio en el primero”.
    — Luis Erneta
  • “¿Puede zafar una mujer de pedir amor, de exigirlo, de reivindicarlo? ¿Y quién sino la madre como primer destinatario de ese reclamo? ¿Qué es el estrago madre-hija, como lo llama Jacques Lacan, sino la cara oculta del amor, la que no por estar excluida del lenguaje deja de reclamar sus derechos?”
    — Amanda Goya
  • “La demanda de amor que la mujer le dirige a la pareja siempre tiene el carácter de ser potencialmente infinita, por lo tanto, ¡insaciable! Por esa razón, le retorna bajo la forma del estrago”.
    — Flory Kruger
  • “El niño-objeto es causa del armado familiar. El padre ya no tiene la función de ordenar”.
    — Kuky Mildiner
  • “El verdadero nombre del masoquismo en Lacan es estrago, y la fuente última de las vicisitudes sintomáticas de ese goce, en lo femenino, es la erotomanía”.
    — Jésus Santiago
  • “Lo particular de estas nuevas configuraciones familiares es que ya no responden al sentido común, que durante muchos siglos fue dominado por el aristotelismo inyectado por Santo Tomás en el cristianismo, sino que están sostenidas por los efectos del discurso de la ciencia al servicio del capitalismo”.
    — Fernando Schutt
  • “La familia no ha sido nunca una realidad idílica, estable e inconmovible. (…) Siempre ha estado en crisis y ello no por motivos contingentes o históricos, sino por su propia naturaleza”.
    — María Leonor Solimano